¿Quiénes somos?

    Fundada en septiembre de 2015 por casi 300 asociados en busca de un nexo de colaboración participativa, a día de hoy Arafac está compuesta por diez asociaciones y más de 1000 usuarios cannábicos que buscan su inclusión en el tejido social. A raíz de la rápida evolución del asociacionismo cannábico en Aragón durante los últimos años, surge la necesidad de crear una red de colaboración con el fin de poder representar el movimiento cannábico y elaborar una serie de protocolos a nivel comunitario.

    De esta forma nace ARAFAC con los objetivos de representar y defender los derechos de sus usuarios, integrarse con aquellas plataformas y entidades que persigan fines tanto sociales como terapéuticos a favor de la prevención de riesgos y elaborar vínculos con todos aquellos representantes de la sociedad a favor de un diálogo y colaboración común encaminados a la revisión de las normativas actuales que "regalan" los diversos usos y espaciados cannabicos en España.

    A lo largo de este año han sido decenas de miles las personas que han participado en las actividades convocadas por ARAFAC. Pero aún queda mucho trabajo que hacer a favor de la regulación de nuestros derechos. Y es por ello que los miles de usuarios aragoneses, tanto lúdicos como terapéuticos, siguen cada día trabajando por los objetivos de Arafac con el carácter voluntario y reivindicativo con el que funcionan las asociaciones cannábicas de esta comunidad.

¡Por una regulación que nos contemple a todos los aragoneses!

¡Por una sola voz clara y libre!|

    Desde ARAFAC tenemos el orgullo de anunciar que, además de ser la plataforma de asociaciones cannábicas con más representación en Aragón con poco más de un año de antigüedad, no solo hemos logrado posicionar positivamente el movimiento cannábico y sus necesidades entre la ciudadanía de esta Comunidad, sino que gracias a la inestimable ayuda del resto del colectivo pro cannábico español se han conseguido aunar esfuerzos en busca de unos objetivos comunes realistas y alcanzables (que parecen traer aire fresco a nuestros buenos humos). A lo largo de este nuevo año nuestra meta ha sido proseguir con la misma línea activista con la que acabamos el 2016. Además de realizar eventos y talleres que pudieran actualizar e informar a la sociedad y al propio colectivo cannábico de la realidad en esta Comunidad, así como en el resto del país, la labor interna ha sido descomunal pero muy instructiva al mismo tiempo.

    Ante todo queremos agradecer a la FAC por invitarnos a su asamblea como miembros constituyentes de la Confederación de Federaciones de Asociaciones Cannábicas junto con ellos y el resto de Comunidades. “Trabajamos por visibilizar la realidad de todas las personas usuarias, rompiendo así con el estigma asociado al uso de cannabis aún latente en nuestra sociedad”, buscando un punto de unión que “da voz a TODAS las personas usuarias de cannabis, convirtiéndonos así en el interlocutor válido a todos los niveles, ante la administración, las instituciones, las organizaciones y la sociedad en general garantizando la unidad y conexión entre todas ellas”. Durante dos días, representantes federativos de más de diez comunidades trabajaron en diversas mesas de trabajo con el fin de elaborar una hoja de ruta desde varias etapas y definiendo los objetivos específicos a nivel estatal y local que debe marcarse tanto la Confederación como sus federaciones integrantes. Considerando que la base para el reconocimiento de nuestros derechos se basa en la educación y la información actualizadas, buscamos una regulación que contemple los derechos de todas las personas usuarias, mediante políticas que sean trabajadas de manera transversal como una voz única y plural en busca de un mensaje único. Gracias a esta experiencia adquirida, los representantes de ARAFAC han podido elaborar una hoja de ruta específica para los usuarios cannábicos aragoneses y sus espacios de autoconsumo, entendiendo que los cambios locales se basan en el análisis plural, un debate minucioso pero, sobre todo, en el mantenimiento de unas sanas relaciones con las Administraciones públicas, la ciudadanía en general y sus representantes.

    Por ello ARAFAC ve necesario también marcar entre su hoja de ruta la definición de unos límites generales que eviten vincular al movimiento puramente asociativo de aquellos espacios que no lo sean. Ilusionados con la oportunidad que nos han brindado nuestros inestimables compañeros de FAC de poder fundar la mayor representación cannábica en este país, ARAFAC quiere agradecer sobre todo la colaboración del resto de federaciones e invitarlas a todas a reactivar el activismo en busca de una voz única que defienda nuestros derechos y respete nuestras libertades. ARAFAC ARAFAC




FEDERADOS

THE SWEET CLUB
4,20
AWTT